Natura xilocae

Journal of observation, study and conservation of Nature Lands Jiloca Gallocanta (Aragon) / Journal de l'observation, l'étude et la conservation de la nature et des Terres de Jiloca Gallocanta (Aragon) / Journal der Beobachtung, Erforschung und Erhaltung der Natur und der Lands Jiloca Gallocanta (Aragon) / Gazzetta di osservazione, lo studio e la conservazione della natura e Terre Jiloca Gallocanta (Aragona) / Jornal de observação, estudo e conservação da Natureza e Jiloca Terras Gallocanta (Aragão)

miércoles, 22 de junio de 2016

SENDERISMO NATURALISTA POR EL PAÍS DEL CHOPO CABECERO

En el marco de Ambientalia, la Feria de Medio Ambiente, Ornitología y Vida saludable que se celebrará en Calamocha los próximos días 2 y 3 de julio de 2016, y a modo de primicia, el próximo domingo 26 de junio (sí, el día de las elecciones) tendrá lugar una ruta de senderismo naturalista a lo largo del valle del Pancrudo que coordina el Centro de Estudios del Jiloca. 


En concreto, el paseo partirá de la localidad de Barrachina y concluirá al llegar al desvío a Cutanda. El punto y hora de encuentro será el Recinto Ferial de Calamocha a las 9 de la mañana, desde donde se partirá hacia el valle del Pancrudo con coches particulares. Al tratarse de una ruta lineal tendremos que organizar los coches para dejarlos en los puntos de inicio y del final. La hora prevista de llegada serán las 13 horas.


Durante el paseo podremos conocer uno de los espacios naturales más singulares de la comarca del Jiloca. El Pancrudo, es un río de montaña mediterránea, modesto pero con aguas de calidad. Los sotos fluviales han sido gestionados durante siglos para favorecer al chopo cabecero. Los bosquetes de álamos canos y las sargueras, entreveradas de carrizales y junqueras aportan diversidad al soto. La vega, cultivada de trigo, cebada o de chopos canadienses, aparece salpicada con pequeños hortales. Y los secanos cerealistas que ascienden como bancales por las laderas del valle, cubiertas mayormente por matorrales bien adaptados al sustrato yesoso. Y los sabinares y rebollares en plena recuperación en los últimos años complementan este ecosistema que está declarado Lugar de Interés Comunitario.


Un paseo por la orilla del río. A través de caminos o de herbazales de sus orillas. Bajo la sombra de árboles gigantes, de unas esculturas vivas que, además, son unos singulares ecosistemas en sí mismos. Comentando entre todos lo que nos encontremos a nuestro paso.


Vente a celebrar la entrada del verano al valle del Pancrudo. ¡Te esperamos!